Limewire

La RIAA (Recording Industry Association of America), para los que lo desconocen, lo que vendría a ser la SGAE estadounidense, ha demandado al cliente P2P LimeWire daños y perjuicios por la escandalosa cifra de 72 billones de dólares.

En octubre de 2010, Limewire se vio obligado a cerrar después de que un juez en el Tribunal Federal de Distrito dictaminara que su principal funciones de intercambio de archivos debería ser desactivada, sin embargo, RIAA sigue trabajando activamente contra sus propietarios para demandarlos por daños y perjuicios. Teniendo en cuenta que la riqueza combinada de todo el planeta es alrededor de $60 billones de dólares, es dificilmente probable que la RIAA tenga alguna posibilidad de conseguir semejante indemnización.

En la demanda, la RIAA afirma que, dado que los tribunales han identificado más de 11.000 canciones como “violación” de material, y, como cada canción probablemente ha sido descargada miles de veces, deberían de ser compensados ​​por cada descarga individual.

Sin embargo, el juez que preside en el caso, Judge Wood, no está de acuerdo y ha dicho que la industria musical solo tiene derecho a una “única compensación individual por cada tema o canción” por varias razones, una de ellas es precisamente la que sugiere que cualquier otra decisión podría dar lugar a “resultados absurdos”. Esto no quita sin embargo a que LimeWire todavía pudiera verse en el caso de tener que afrontar una indemnización de hasta $150.000 por descarga, un total que podría llegar a alcanzar más de $1 billón de dólares.

Para que os hagáis una idea de lo que significa un billón de dolares en billetes de $100.

Via | NME