A menudo me preguntan cual es el motivo por el que sigo viviendo en Barcelona después de más de cinco años, el motivo por el cual no me vuelvo a Mallorca donde se vive estupendamente. La respuesta, bastante sencilla, tiene que ver con el concepto de ‘ciudad viva’, con el hecho de salir un día cualquiera a la calle y no saber lo que te vas a encontrar.

El que se esté ahora mismo en la calle Montcada (detrás del Museu Picasso) lo entenderá. La ciudad condal está siendo ahora mismo el escenario de nada más y nada menos que una batalla de robots. Todo el mundo estaba invitado a participar, los únicos requisitos eran ir disfrazado de robot y con ganas de luchar. Semejante evento está organizado el colectivo de dibujantes holandeses Lamelos y el colectivo español La Cruda, y los encargados de poner banda sonora a todo trapo a esta increíble batalla interestelar eran nada más y nada menos que los barceloneses Joe Crepúsculo, que han compuesto este magnífico tema para la ocasión.